Saltar al contenido

Final de Arresto domiciliario

Final de la película Arresto domiciliario
Final de la película Arresto domiciliario

Arresto domiciliario (2008 )

105 min - Terror, Suspense
Título original:  100 Feet

Marnie Watson, una chica joven que obtiene la libertad condicional tras estar en prisión por haber matado a su marido, un violento policía de Nueva York, en defensa propia. Como condición deberá llevar una pulsera en el tobillo y permanecer en el interior de su casa, sin poder alejarse más de 100 pies. El compañero de su marido muerto la observa desde el otro lado de la calle dentro de un coche, esperando que viole la libertad condicional y enviarla de nuevo a la cárcel. Pero, el radio de 100 pies no es su mayor problema, sino el espíritu de su marido con sed de venganza.


Director:   Eric Red

Ver online Arresto domiciliario

Atención
A continuación se revela como acaba Arresto domiciliario

🚨 Final de Arresto domiciliario explicado

Marnie Watson (Famke Jannsen) es conducida a su casa en un coche de policía tras haber matado a su marido maltratador en defensa propia, para ser puesta bajo arresto domiciliario. La escolta hasta su casa Lou Shanks (Bobby Cannavale), un agente de policía y antiguo compañero de su marido. Cuando entran, llega otro agente para colocar la pulsera en el tobillo de Marnie, diciéndole que no puede alejarse más de 30 metros del detector del pasillo y que si la alarma suena durante más de tres minutos, se avisará a la policía.

Al día siguiente llega un repartidor, Joey (Ed Westwick), con comida, y Marnie le dice que necesita que pase por allí con regularidad. Esa misma noche, mientras está en la cama, aparece de repente la cara de su marido. Asustada, se levanta de un salto y huye de la habitación. El fantasma de su marido, Mike (Michael Paré), la empuja por las escaleras. Marnie se arrastra hasta la puerta principal haciendo saltar el detector. Shanks llega poco después y la encuentra inconsciente en la puerta principal. Ella le dice que se ha caído por las escaleras. Él le pregunta si alguien la está golpeando y la reprende por no haber limpiado la mancha de sangre que ha reaparecido en la pared.

Marnie le pide a Joey que le traiga algunos libros de la biblioteca sobre fantasmas. Lee que debe deshacerse de todas las cosas de Mike y empieza a recoger todo, incluida la maleta que tiró en el sótano. Mientras está en el sótano, Marnie es atacada por el fantasma de Mike y arrastrada por las escaleras antes de que pueda finalmente levantarse y correr a un lugar seguro. Una vez arriba, Shanks llama a su puerta tras escuchar gritos, y comienza a buscar por toda la casa exigiendo respuestas. Afirma que Marnie está encubriendo al verdadero asesino y se molesta por su falta de claridad. Al final se disculpa por no haber podido protegerla y jura hacer todo lo que esté en su mano para protegerla ahora.

El fantasma de Mike sigue amenazando a Marnie y ella continúa librando la casa de su presencia. Sintiéndose sola, Marnie llama a Joey por la noche y, en contra de sus deseos, él se acerca y se niega a marcharse a menos que ella le deje entrar. Suben al piso de arriba y tienen sexo, durante el cual Marnie ve el fantasma de Mike y continúa, pareciendo imperturbable, casi feliz de que el fantasma esté mirando. Todo parece estar bien hasta que a la mañana siguiente se levantan de la cama y el fantasma de Mike los ataca, matando brutalmente a Joey.

Shanks ha estado vigilando toda la noche y viene con una orden de arresto contra Joey, alegando que sabe que está ahí. Marnie dice que se está duchando para ganar algo de tiempo y esconder el cuerpo en las tablas del suelo antes de que Shanks pueda llegar a su habitación. Mientras hablan abajo, el techo se rompe por encima de ellos y el cuerpo de Joey cae por el techo. Shanks se prepara para detener a Marnie y sacarla de la casa cuando el fantasma de Mike ataca a Marnie, lanzándola por la habitación. Aturdido por lo que ve, el propio Shanks es atacado por la aparición de Mike. El fantasma prende fuego a la casa.

Shanks es arrojado por las escaleras y Marnie lo sigue, escapando por la ventana a un lugar seguro, pero regresando cuando escucha a Shanks dentro despierto y buscándola. Ella lo ayuda a salir justo cuando el fantasma de Mike la tira de nuevo por la ventana. Mientras los dos luchan, Marnie se quita el anillo y se lo lanza al fantasma de su ex marido. El fantasma lo atrapa y desaparece en una bola de fuego. Mientras una multitud de personas comienza a reunirse fuera, Shanks le dice que escape. Marnie es vista entonces en un autobús, mientras un pasajero lee un periódico USA Today, donde el titular proclama que murió en el incendio salvando la vida de Shanks.