Saltar al contenido

Final de Dreamgirls

Poster for the movie "Dreamgirls"

Dreamgirls (2006 )

134 min - Drama, Música
Valoración en TMDb 6.8/10 (667)

Ambientada en los años sesenta y setenta, narra La historia de del ascenso de un trío de mujeres: Effie, Deena y Lorrell, que han formado un grupo prometedor llamado The Dreamettes. El ambicioso agente Curtis Taylor (Jamie Foxx) las descubre durante un concurso musical, y les ofrece la oportunidad de su vida: hacer los coros para el famosísimo James "Thunder" Early (Eddie Murphy). Poco a poco, Curtis empieza a controlar el aspecto físico y la música de las chicas para acabar lanzándolas como The Dreams. Pero los focos no tardan en centrarse en Deena, olvidando e incluso apartando a la menos atractiva Effie. A pesar de que The Dreams se convierten en un auténtico fenómeno de costa a costa, no tardan en darse cuenta de que el precio de la fama y de la fortuna es mucho más elevado de lo que imaginaban...


Director:   Bill Condon


Fecha de estreno: 2006-12-25

Atención
A continuación se revela como acaba Dreamgirls

Final de Dreamgirls explicado

Jimmy muere de una sobredosis de heroína. Effe regresa con el antiguo manager de Jimmy en un intento desesperado de salvarse de la pobreza.

Su hermano deja a Curtis y se reconcilia con ella escribiéndole una canción propia: “One Night Only”.

Curtis, sin embargo, se entera de esto y roba la canción para ser regrabada por las Dreams. Tampoco deja que Deena tome el papel de película que quería y hace todo lo posible para decirle que él controla todo lo que hace.

Deena encuentra una copia del disco de Effe, se horroriza y contacta con Effe para decirle lo que Curtis hizo con su disco. El FBI es notificado, y para evitar la cárcel, Curtis acepta distribuir la versión de Effe de la canción en su discográfica.

Deena deja a Curtis y las Dreams se separan.

En el concierto de despedida, Deena revela que había cuatro Dreams, y Effe canta la canción final con ellas.

Esa noche, Curtis descubre que Effe tuvo a su hija hace nueve años. Mira a Magic y luego al escenario con una mirada de “holy crap”.