Final de El club de los poetas muertos

En un elitista y estricto colegio privado de Nueva Inglaterra, un grupo de alumnos descubrirá la poesía, el significado de "Carpe Diem" -aprovechar el momento- y la importancia de perseguir los sueños, gracias a un excéntrico profesor que despierta sus mentes por medio de métodos poco convencionales.

Dónde ver la película El club de los poetas muertos online
Poster for the movie "El club de los poetas muertos"
ALERTA SPOILER

A continuación, puedes leer el resumen y la explicación de El club de los poetas muertos

Final de El club de los poetas muertos explicado

Al darse cuenta de que no podía enfrentarse a su estricto padre y seguir su sueño de actuar, Neil (Robert Sean Leonard) se suicida. Esto causa una conmoción, pero Todd (Ethan Hawke) parece especialmente afectado por la muerte. Debido al escándalo, se inicia una investigación.

Finalmente, el club es descubierto y todos los miembros se ven obligados a confesar. El Sr. Keating (Robin Williams) se convierte en el chivo expiatorio, ya que él animó a los estudiantes. Charlie (Gale Hansen) es expulsado tras una pelea con Cameron (Dylan Kussman) por traicionar al club. Los chicos vuelven a su monótona existencia y el Sr. Keating es despedido de la escuela.

Al final, cuando Keating vuelve al aula para recuperar sus pertenencias, descubre que los chicos reciben ahora una enseñanza de poesía “adecuada” por parte del director Nolan (Norman Lloyd). Todd se levanta de repente y le dice al Sr. Keating que fueron coaccionados para traicionarle, pero Nolan le hace sentarse de nuevo.

En una secuencia final muy emotiva, Todd se levanta en su silla y, en un arrebato de rebeldía, exclama a Keating: “¡Oh, capitán, mi capitán!”. Ignorando la amenaza de expulsión del director, la mayoría de los miembros del club, excepto Cameron, se unen a Todd para recitar el poema. Keating sonríe con lágrimas en los ojos y agradece a los chicos antes de marcharse.

También te puede interesar: